Conéctate con nosotros

Cultura

A 39 años del incendio que consumió a la Cineteca Nacional

Este 24 de marzo se cumplen 39 años del gran incendio que consumió a la Cineteca Nacional de México, cuando sus instalaciones se encontraban en Churubusco

Publicado

en

Para los cinéfilos de la Ciudad de México, la Cineteca Nacional es el máximo recinto dedicado a la preservación y difusión del cine; un espacio que es punto de encuentro con la cinematografía nacional y de diversas latitudes. 

Su actual diseño modernista ya es una imagen que forma parte de la configuración de la capital, y con ello sus 10 salas, jardines, su pantalla al aire libre, su acervo fílmico y su Centro de investigación.

Te puede interesar

También sus cafeterías, restaurantes y tiendas constituyen la esencia de la actual Cineteca Nacional, pero como muchos saben, este no es su diseño original, pues a lo largo de sus 46 años, si contamos desde el año de la inauguración de su primera sede (el 17 de enero de 1974), ha cambiado de lugar y de estructura arquitectónica varias veces. 

Precisamente hoy 24 de marzo del 2021 se cumplieron 39 años del gran incendio que consumió a la Cineteca Nacional de México, cuando sus instalaciones se encontraban en Calzada de Tlalpan y Río Churubusco. 

En ese entonces el complejo contaba con tres salas, la más grande era la Sala Fernando de Fuentes, tenía capacidad para 590 espectadores. Por su puesto tenía una área de bóvedas para la preservación de los filmes y todos los archivos que formaban parte del acervo. 

En esa primera sede nacieron sus famosos ciclos de exhibición: la Muestra Internacional de Cine de la Cineteca Nacional y el Foro Internacional de la Cineteca, que hasta la fecha continúan. Pero también existía el proyecto Cine Móvil, que consistía en vehículos adaptados con proyectores y sonido con los que proyectaban películas en comunidades fuera de la Ciudad de México, en espacios al aire libre.​

El trágico incendio de 1982 acabó con las salas y gran parte del acervo. Lo que se sabe es que el día del incendio se proyectaba la película La Tierra de la Gran Promesa y que pasadas las 18:00 inició el incendio. 

De acuerdo a lo publicado por el diario El Universal, “estallidos se iniciaron alrededor de las 18:50 horas en las bodegas ubicadas en el lado sur del edificio de la Cineteca (…) y de inmediato se inició el desalojo del público que se encontraba en las salas Fernando de Fuentes y Salón Rojo”.

Los reportes en medios impresos de la época señalaban que las causas aparentes del siniestro fue un corto circuito en los laboratorios de revelado donde se almacenaban productos químicos, entre ellos el nitrato de plata que se utiliza en la elaboración de las películas, el cual es altamente explosivo, y el que habría provocado las explosiones en cadena.

De acuerdo al mismo diario El Universal, se sabe que la magnitud de los estruendos llegaba a más de 5 kilómetros a la redonda, y que comercios, inmuebles particulares y la casa-cuna del DIF (que aún se encuentra sobre Calzada de Tlalpan), sufrieron daños en su estructura.

Como era de esperarse, el tránsito de las calzadas de Tlalpan y Río Churubusco, así como otras vialidades del sur de la ciudad, quedó paralizado e, inclusive, el Sistema de Transporte Colectivo Metro suspendió el servicio en la Línea 2 por más de tres horas. 

Más de 300 bomberos de las subestaciones Tlalpan, Saavedra, Tacubaya, Tacuba y de la Central de Bomberos, trabajaron para controlar el incendio. Al lugar también llegaron más de 20 ambulancias de la Cruz Roja, 15 del ERUM, 12 del ISSSTE y 15 del Instituto Mexicano del Seguro Social, mismas que trasladaron a los lesionados a los hospitales Xoco, Rubén Leñero, Balbuena, 20 de Noviembre y Cruz Roja. 

Además más de 1,000 elementos de la entonces Dirección General de Policía y Tránsito, entre motociclistas, granaderos, patrulleros acudieron para apoyar en los trabajos de seguridad y rescate, acordonaron un área de 500 metros a la redonda, para impedir la llegada de curiosos que pudieran entorpecer las labores de bomberos y paramédicos. 

Tras casi 16 horas de labores, los bomberos lograron controlar el incendio. El saldo fue de 5 muertos, 3 desaparecidos y al menos 50 lesionados (entre ellos cinco niños), hubo pánico entre las personas que se encontraban en el lugar y entre habitantes de las colonias vecinas. Al día de hoy se desconoce el número exacto de decesos y los daños reales al acervo de la Cineteca

Entre los lesionados se encontraba el director de cine, Jorge Durán Chávez, quien fue trasladado a bordo de una ambulancia a su domicilio, donde fue atendido por médicos particulares.

El Universal reportó al siguiente día que, las pérdidas materiales era por decenas de millones de pesos, y que se registraron 8 explosiones en serie que iniciaron el siniestro. 

Como lo revelan las imágenes de ese día, prácticamente todo el edificio se consumió. Se estima que se perdieron más de 6 mil 506 películas, 2 mil 300 guiones, 9 mil libros, así como negativos de películas de Juan Orolo y Manuel Álvarez Bravo, el archivo fílmico de la presidencia de Plutarco Elías Calles e incluso dibujos originales de Diego Rivera. 

Si quieres saber más sobre lo que paso ese 24 de marzo trágico te recomendamos el documental Los rollos perdidos (2012) de Gibrán Bazán, con el que el cineasta ofrece detalles sobre lo ocurrido y con el que trata de explicar qué pasó realmente y sobre el paradero de las filmaciones de Servando González de la matanza del 2 de octubre de 1968 en Tlatelolco, una de las líneas que algunos han señalado como el origen del incendio. 

El día que la Cineteca Nacional volvió a la vida 

Dos años después del incendio, el 27 de enero de 1984, la Cineteca Nacional volvió a la vida en su nueva sede, en la colonia Xoco, en el centro de la que fuera la Plaza de los Compositores que ya contaba con cuatro salas de cine, los trabajos fueron resultado de un esfuerzo gubernamental y social agrupado en el Patronato Pro-reconstrucción y Recuperación del recinto. 

Diez años más tarde se completaron las obras de las bóvedas que resguardan el acervo fílmico que ha ido incrementado con los años y gracias a donaciones que iniciaron en 1982 a partir de fondos públicos, privados y de muchas entidades fílmicas nacionales e internacionales.

La Cineteca Nacional del Siglo XXI

En el 2011 la Cineteca Nacional comenzó una nueva etapa con las obras de remodelación que hoy le dan el nombre de Cineteca Nacional del Siglo XXI. Y fue el 29 de noviembre de 2012 cuando fue reinaugurada oficialmente. 

La nueva sede respetó gran parte de la estructura anterior, pero se sumaron dos edificios que albergan 4 nuevas salas, para completar 10 salas convencionales y una al aire libre con un jardín-explanada. 

Además se construyó una bóveda de 700 m2 con capacidad para albergar 50 mil películas y un laboratorio de restauración digital de películas, con lo que se puso en marcha un programa de rescate de imágenes en movimiento.

Se amplió el Centro de documentación, se agregó la Videoteca Digital Carlos Monsiváis, disponible para consulta, un Museo del cine, nuevos restaurantes, galería para exhibiciones, tiendas, librerías y oficinas administrativas; también se construyó un nuevo estacionamiento y además se agregó una galería externa que luce en las rejas del recinto que corren sobre la Avenida Mayorazgo. 

Cabe señalar que en 2014 se creó el Departamento de Extensión Académica que ofrece al público diplomados, cursos, seminarios, cátedras y talleres especializados. 

Actualmente la Cineteca Nacional tiene un acervo que suma más de 17 mil 750 filmes en 35 milímetros y 16 milímetros, positivos y negativos; además de fotografías, fotomontajes y carteles.

La Cineteca Nacional en medio de la pandemia

Durante el último año, debido a la pandemia de COVID-19, la Cineteca Nacional ha permanecido cerrada al público la mayor parte del tiempo, pero ha mantenido sus actividades en línea. Sin embargo, el pasado 1 de marzo de 2021 reinició sus actividades en sus 10 salas convencionales, y previamente en su sala al aire libre, tomando las medidas sanitarias para la seguridad de sus visitantes, entre ellas solamente brindar servicio al 30% de su capacidad, como lo estableció la Secretaría de Salud para las salas de cine de todo el país, cuando la CDMX se encuentra en Semáforo Naranja epidemiológico. 

Recientemente, la revista Time Out publicó un listado que tituló “Los 50 cines más bellos del mundo”, en el que incluye a la Cineteca Nacional, ubicándola en el número 19. En Capital 21 abordamos el tema y aquí te lo compartimos:  

Cineteca Nacional, entre las salas más rentables de Latinoamérica y hermosas del mundo

También te compartimos unos los recorridos hechos por Capital 21 en la Cineteca Nacional, donde te contamos más sobre los servicios que brinda la casa del cine de la CDMX.  

Finalmente te contamos que la Cineteca Nacional depende de la Secretaría de Cultura y forma parte de la Federación Internacional de Archivos Fílmicos (FIAF). Su actual director es, desde el 2013, el cineasta Alejandro Pelayo Rangel.

Conoce más de la historia de este recinto emblemático de la vida cultural y cinematográfica  de México. 

Cultura

EL ESPEJO DE EUGENIA: Tina Modotti: abeja, sombra, fuego …

Publicado

en

Sobre Tina Modotti se ha escrito desde la perspectiva del arte, la política, el feminismo, la filiación partidaria, la inmigración, la ternura, el coraje; el título del presente artículo lo debemos al poema de Pablo Neruda: Tina Modotti ha muerto. Biografías, ensayos, tesis, monografías, filmes, han relatado la vida de esta mujer excepcional, no obstante, desde el mundo editorial faltaba algo, y ese vacío, en mi opinión, lo ha llenado la historia gráfica de Ángel de la Calle: Una mujer del siglo XX, obra publicada en México con los sellos Rosa Luxemburg Stifing y la Brigada Para Leer en Libertad.

Al hojear el libro de Ángel de la Calle, la memoria, con su flashback lagunero e intermitente, me condujo a los primeros descubrimientos de las historietas. La infancia se pobló con imágenes del Viruta y Capulina, Memín Pinguín y Almagrande, Chanoc y Don Porfirio, Hermelinda Linda y Kalimán, y las firmadas por José G. Cruz, vale decir, José Guadalupe Cruz Díaz, dibujante, pintor y portadista jalisciense, ilustrador de las revistas de Juan sin Miedo y Santo, el enmascarado de plata.  Aquellos cómics legendarios tenían mucho de fantasía, épica y cursilería, pero sembraron la devoción por leer historias ilustradas y, la que llegó a mis manos, sobre Tina Modotti y su generación, tiene la cualidad de romper la solemnidad, subvertir la tragedia, desenfundar los celos sin revólver, dibujar adulterios sin moralina. 

Te puede interesar

El desfile de protagonistas de la vida de México en el siglo XX cumple otro objetivo: escribir la historia sin epopeyas, sino a través de episodios y testimonios de la vida cotidiana, lo que rinde culto a la micro historia que cultivaran Carlo Ginzburg en Italia o Luis González y González en México, disciplina contemporánea que indaga sobre asuntos aparentemente triviales, pero que son los que encauzan el relato macro. Como para no olvidar el proverbio inglés: el diablo está en los detalles.

El 16 de agosto de 1896, hace ciento veintiséis años,  nació en Udine, Assunta Adelaide Luigia Modotti Mondini, hija de Assunta Mondini, costurera, y Giuseppe Modotti, carpintero y mecánico, adherente al incipiente socialismo que convocaba a obreros, marginales, creadores, artistas.  Su tío paterno, Pietro, cultivaba el arte fotográfico, con su propio laboratorio de revelado y esas cámaras de cajón, foco y flash de campana que ahora solemos ver en museos o en las glorietas de pueblos mágicos y olvidados.

Udine, centro político de la región friuliana, con lengua propia y un  pasado histórico que incluye en su territorio la presencia del rey de los Hunnos, Attila, registra sus primeras referencias hacia el año 983. Giovanni da Udine, su mayor pintor y estuquista, colaboró con Rafael en las loggias vaticanas, vale decir galerías descubiertas, y en sus óleos plasmó grutescos y bodegones.

A inicios del siglo XX, la miseria extendía sus llagas leprosas por toda la región. Forzados ante una situación calamitosa, la  Modotti decidió trasladarse a San Francisco, California, con la ilusión de seguir los pasos a la vasta inmigración siciliana, lombarda y calabresa a territorio estadounidense.

Entre 1913 y 1914, Tinísisima, como le decían sus padres, trabajó en una fábrica de seda. Su belleza física llamó la atención y de operaria pasó a convertirse en modelo. A la edad de veintiún años contrajo matrimonio con Roubaix de l’Abrie Richer, Robo. Vendría su incursión en el cine mudo y su aprendizaje de la técnica fotográfica de la mano de Edward Weston. Con Weston viajó a México y a la práctica de la fotografía como expresión de arte contemporáneo, y no solamente como imagen testimonial, se sumaría el romance con el fotógrafo estadounidense. La Revolución Mexicana, la miseria del pueblo, los levantamientos agraristas, los lazos con la Unión Mexicana de Artistas, entre ellos Diego Rivera y Xavier Guerrero, los hermanos Manuel y Lola Álvarez Bravo, Lupe Marín, Concha Michel, Frida Kahlo, influyeron en la consagración política de la Modotti, quien en 1927 se afilió al Partido Comunista. Vendría más tarde el asesinato del dirigente cubano y compañero sentimental y político de Tina, Julio Antonio Mella, suceso que llevaría a la italiana a los tribunales bajo sospecha de complicidad, en realidad artimaña e infamia que tuvo como motivo desacreditar a la dirigente comunista. 

Este breve repaso, común en toda reseña biográfica de Modotti, se ve engalanado por el trabajo de ilustración de Ángel de la Calle que nos muestra, gracias a su investigación y la complicidad afectiva e intelectual con Paco Ignacio Taibo II, circunstancias, acontecimientos y episodios narrados y dibujados tan sobria como exhaustivamente. Y aquí es donde encuentro esa joya que faltaba en la historia editorial y biográfica de Tina.

El amor platónico de Ricardo Gómez Robelo por Tina, pasión muda y desesperada, contradice a Juan Gelman, el poeta argentino que decía: no se muere de amor, se vive de amor, pues Ricardo murió acongojado por un amor no correspondido, y hay quienes hasta culparon y responsabilizaron a Tina de su prematura muerte.

La figura de Xavier Guerrero, extraordinario artista que una historia tendenciosa suele marginar de la galería de ilustres pintores, grabadores y muralistas mexicanos, es otro de los elementos claves en la obra.

Un capítulo esencial es el de la vida de Tina en Moscú. Las ilustraciones me hicieron recorrer otra vez las calles moscovitas y la Plaza Roja, porque las páginas actúan como matrioshka, la muñeca que lleva en el interior una y otra historia, solamente que en la obra se opera al revés, es decir, desde la diminuta hasta la muñeca grande que incluye y guarda a todas las demás.

Desde la fotografía de Tina desnuda que le hiciera Weston en una terraza, hasta los conflictos generados por el estalinismo, están registrados por la lupa, lápiz y trazos de Ángel de la Calle, sin olvidar la historia dentro de la historia, con el propio autor y Taibo como protagonistas.

Al cerrar la última página volé hasta 1942, año del fallecimiento de Tina, suceso que conmovió a Pablo Neruda, quien entonces escribió en tributo a la insigne luchadora anti fascista los versos que cincelados en la piedra la acompañan en su última morada del Panteón de Dolores en Ciudad de México:

Tina Modotti, hermana, no duermes, no, no duermes:
tal vez tu corazón oye crecer la rosa
de ayer, la última rosa de ayer, la nueva rosa.
Descansa dulcemente, hermana.

(…)

Puro es tu dulce nombre, pura es tu frágil vida,
de abeja, sombra, fuego, nieve, silencio, espuma,
de acero, línea, polen, se construyó tu férrea,
tu delgada estructura.

(…)

En las viejas cocinas de tu patria, en las rutas
polvorientas, algo se dice y pasa,
algo vuelve a la llama de tu adorado pueblo,
algo despierta y canta.

Son los tuyos, hermana: los que hoy dicen tu nombre,
los que de todas parte del agua, de la tierra,
con tu nombre otros nombres callamos y decimos.
Porque el fuego no muere.

Una mujer del siglo XX, biografía ilustrada de la camarada Tina Modotti, enseña, seña y contraseña de una de las mujeres más valientes, bellas, creativas y honestas de esta Tierra, pródiga en heroísmos, sacrificios y asombros.

Leer más

Cultura

Gobierno CDMX alista plan integral para preservar el Centro Histórico

Publicado

en

El gobierno de la Ciudad de México a través de la Secretaría de Gobierno y la Autoridad del Centro Histórico, inició los trabajos para la creación del Plan Integral de Manejo del Centro Histórico 2023-2028.

Autoridades capitalinas destacaron que este nuevo plan priorizará la preservación del Centro Histórico, como una zona viva en la que confluyen diversas comunidades, actores y áreas de oportunidad.

Te puede interesar

En la presentación, el secretario de Gobierno local, Martí Batres Guadarrama, agradeció a las instituciones públicas, empresarios, academia, así como al ámbito cultural, que convergen para el rescate del Centro Histórico.

En su intervención, el funcionario destacó la importancia del Centro Histórico para la capital y para el país, pues es considerado un espacio económico poderoso en la ciudad por su historia y valor cultural.

“El Centro Histórico es siempre apasionante porque tiene muchos lados, puede verse como una gran densidad de historia, también como parte simbólica fundamental del derecho a la ciudad”, apuntó. 

Durante la ceremonia se detalló que el plan estará basado en seis ejes estratégicos: habitabilidad y seguridad urbana; revitalización económica y turismo; patrimonio histórico y cultural; movilidad y funcionalidad urbana; ciudadanía y cultura cívica y fortalecimiento institucional.

Cada rubro deberá tener metas cuantificables y plazos, así como acciones y proyectos a desarrollar, mismos que deberán compaginar con los lineamientos solicitados por la UNESCO y el Programa de Gobierno 2019-2024.

Cabe señalar que el director del Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad (PUEC) de la UNAM, Javier Delgado Campos, explicó los alcances del nuevo diseño del instrumento regulador que estará en funcionamiento de 2023 a 2028, que tiene entre sus novedades la inclusión de temas actuales como la afectación de la economía y el turismo por la pandemia de COVID-19.

Leer más

Cultura

¡Entérate! Gobierno CDMX realizará Festival de Juegos Tradicionales

Publicado

en

Con el objetivo de rescatar los juegos infantiles populares en la Ciudad de México, la jefa del Ejecutivo local, Claudia Sheinbaum Pardo, anunció que se realizará el Festival de Juegos Tradicionales en la explanada del Monumento a la Revolución

“Queremos rescatar los juegos tradicionales; está bien el juego electrónico en los teléfonos celulares, pero el juego realmente reactiva la posibilidad de la convivencia comunitaria, de activación física, quitar el sedentarismo en niñas y niños, y hacer realmente que recuperen su movimiento y su salud a través de los juegos tradicionales”, apuntó. 

Te puede interesar

En conferencia de prensa, la mandataria capitalina señaló que el festival se realizará del 18 al 20 de agosto y busca incentivar la activación física en los menores mejorando su salud.

Asimismo, detalló, pretende recuperar la historia de la ciudad por medio de los juegos folclóricos.

Por su parte, el director general del Instituto del Deporte (Indeporte), Javier Hidalgo, explicó que los juegos se dividirán en cinco zonas, una de ellas se llamará “La reta”, donde se jugará fútbol, “tochito” y “futbeis”.

También habrá juegos con avalanchas y bicicleta y se llevará a cabo una clase masiva de jalar y saltar la cuerda, así como de resorte, “avioncito”, “quemados”, “encantados” y “stop”.

Mientras que, la secretaria de Cultura local, Claudia Curiel, resaltó que el Festival de Juegos Tradicionales es una gran estrategia que estimulará entornos seguros y recreativos para infancias felices, y que a su vez, marcará la clausura de Verano Divertido con una función especial de circo a cargo de Aziz Gual y dos conciertos de Los Patita de Perro y Triciclo Circus Band el sábado 20 de agosto, de las 12:00 a las 14:00 horas.

Leer más

Tendencia